Logo Ollin A.C.

20 junio, 2018 El día que mi hermano me enseñó “la solución” para la corrupción Publicado en: La fuente

blockchain y elecciones

Por Mapy Villalobos

Tengo un hermano que es ingeniero en sistemas, él y algunos amigos, han estado muy metidos en el tema de blockchain. Seguramente se preguntarán: ‘¿eso a mi qué?’, (#SpoilerAlert este post trata sobre blockchain y uno de los temas del momento: elecciones) pues resulta ser que gracias a ellos conocí lo que es blockchain. En ese momento, las pláticas al respecto tuvieron que ver con Bitcoin (la primera criptomoneda creada sobre esta tecnología), y lo primero que tuve que entender es que Bitcoin no es blockchain, blockchain es solo la tecnología que permite hacer la transacción entre usuarios de estas criptomonedas; y ésta puede ser usada para diferentes fines. Entonces me explicaron que su definición es literalmente su traducción: una cadena de bloques. Les cuento algunas de sus características y datos curiosos:

  1. Su creador es Satoshi Nakamoto (pseudónimo) y hasta la fecha hay especulaciones de quién es en realidad, pero no hay nada cierto.
  2. La idea surge de experimentar si podía existir un sistema de pagos sin intermediarios.
  3. La información es descentralizada, es decir que no sólo se encuentra en un servidor, sino en varios. (Esta es su característica más sexy).
  4. La información que se ingresa puede ser de manera colaborativa y ésta se replica en el resto de los servidores.
  5. Si bien la información puede ser consultada en cualquier momento por los usuarios, ésta no puede ser modificada, ya que está encriptada (esto quiere decir que está super protegida)

Semanas después, hubo un evento sobre uso de blockchain y cómo podemos aprovecharlo las organizaciones de la sociedad civil; al evento me acompañó mi hermano, lo cual fue muy bueno, porque él me complementaba la información de la que estaban hablando los expertos. En esa ocasión me explicó que la cadena de bloques está formada por nodos (que pueden ser usuarios u ordenadores) que se comunican entre sí y comparten la información encriptada, todos los nodos tienen acceso a esa información, esto hace que los mismos usuarios sean capaces de comprobar si las operaciones son válidas o no; lo cual permite eliminar la intermediación. Se dice que “… la tecnología blockchain es el nuevo escribano, el nuevo contable, auditor, institución bancaria u otros organismos gubernamentales que actúan como agentes de validación a la hora de concretar transacciones. Pero la nueva validación no será en base a (sic) confianza en una persona o institución, sino que el mecanismo tecnológico será el encargado de proveer transparencia y autenticación.”¹

Durante ese evento y después de escuchar varios ejemplos de cómo las organizaciones están ocupando esta tecnología en diferentes ámbitos, llegamos al punto que nos interesa: las elecciones. Me contó que hay países en el que se están haciendo pruebas para temas electorales, haciendo más transparentes, eficientes y economizando estos procesos.

Santiago Siri es un joven que está siendo pionero en estos temas; él dice que votar es un tipo específico de transacción que realizamos a diario con likes en Facebook, Twitter e Instagram; es decir, votar es la principal interacción en cualquier red social, basado en esto, decide que votar o dar la opinión respecto a algún tema debería de ser así de fácil, pero añadiendo el componente de transparencia y seguridad; así es como desarrolla Sovereign, una herramienta de democracia líquida (la cual permite votos directos o delegados). En esta app (para móviles y escritorio) creada con un software de código abierto (lo cual implica que es libre y gratuito); cada voto queda registrado en una cadena de bloques, haciendo que sea incorruptible, Siri lo llama “criptovoto” ya que lo compara con las criptomonedas: “propone que la tecnología que incluye al Bitcoin como dinero programable sin necesidad de Bancos Centrales, y Ethereum que permite contratos inteligentes (smart contracts) sin la necesidad de Cortes Judiciales, requiere un diseño que refleje la incorruptibilidad del voto más allá de las fronteras territoriales de Nación-Estado. Esta red transnacional actuará de acuerdo a la soberanía personal y de sus miembros y protegerá los derechos humanos con encriptación.”² De esta manera se logra que el voto sea auditable y se garantice la soberanía de los derechos de los usuarios. Esta tecnología ha estado en constante desarrollo durante dos años en la Fundación Democracy Earth (también fundada por Santiago).

Este no es el único ejemplo en donde usan blockchain en temas democráticos, también existe “Follow My Vote”, quienes proponen seguir en tiempo real los votos: con un ID cada ciudadano puede rastrear su voto y asegurarse que ha sido contabilizado, transparentando así el proceso electoral. También en México ya estamos usando esta tecnología, un ejemplo es “Tu Voto Cuenta”, esta plataforma digital, gratuita e independiente, ha sido desarrollada con el fin de ser un apoyo para proteger los votos en las próximas elecciones el 1 de julio. Lo que ellos piden es que tomes fotos el día de la jornada electoral, mismas que serán encriptadas y guardadas por medio de blockchain (lo que garantiza que no podrán ser alteradas), estos datos serán puestos a disposición de la ciudadanía para su libre acceso y análisis; de esta manera se “protege” el voto.

Electchain es una iniciativa (que incluye una aplicación) que busca agilizar los procesos electorales mediante una plataforma digital para votaciones segura e inalterable y así demostrar a la población la integridad de los votos emitidos. Ellos están buscando crear un padrón electoral y así poder emitir el voto directamente en la applicación; este primer ejercicio lo están haciendo a la par de estas elecciones y su intención es comparar estos resultados con los que se darán al finalizar la jornada electoral tradicional.

Y pues sí, todo parece apuntar que la tecnología de blockchain bien aplicada puede ser “la solución” a los problemas de corrupción y fraude en los procesos, así como la falta de credibilidad de nuestras instituciones y, en este caso, de las elecciones. Sé que los procesos de implementación requieren recursos (de toda índole), pero también estoy convencida que sí se pueden hacer bien las cosas y tener un país como el que soñamos. Ahora nos toca darle difusión y seguimeinto a estas inciativas y apoyarlas para que el gobierno se de cuenta que sí existen soluciones viables para los problemas y que la tecnología es una gran aliada.

Acá les comparto algunos links de noticias que hablan al respecto:

http://www.elfinanciero.com.mx/tech/blockchain-una-alternativa-para-las-elecciones-en-mexico

https://www.reporteindigo.com/indigonomics/blindar-las-elecciones-blockchain-herramienta-tecnologica-reduccion-costo-proceso/

http://m.excelsior.com.mx/nacional/2018/03/08/1225069


¹ http://startpoint.cise.es/que-es-blockchain/

²https://github.com/DemocracyEarth/paper/blob/master/translations/spanish/README_ES.mediawiki


Imagen tomada de: https://github.com/DemocracyEarth/paper/blob/master/README.mediawiki

Comentarios

Tagged: , , , , , , , , ,